EmoPLAY ayuda a las personas con autismo a reconocer emociones

EmoPLAY, tecnología para ayudar a las personas con autismo a reconocer emociones

Reconocer por nuestros gestos si estamos alegres o tristes no siempre es fácil para muchas personas con autismo. Este es el punto de partida de EmoPLAY, una solución digital que permite entrenar el reconocimiento de varias expresiones faciales, favoreciendo así la compresión y expresión de las emociones.

Mediante una webcam o cámara integrada, EmoPLAY trabaja con distintas emociones como alegría, tristeza o enfado de una manera sencilla. Tras una elección previa de la emoción con la que se va a trabajar, y una explicación tanto de la expresión facial asociada como de una situación real en la que aplicarla, el usuario debe realizar los gestos que la determinan, por ejemplo, sonreír para expresar alegría, y EmoPLAY analizará automáticamente su imagen indicando si la expresión es adecuada o no.

El programa o la aplicación EmoPLAY se pueden descargar en distintos sistemas operativos (Windows, iOS, Android) y ofrece configuraciones personalizadas para, por ejemplo, ajustar la sensibilidad del algoritmo de reconocimiento (mayor o menor dificultad) o asociar una imagen de contexto que ayude a trabajar la emoción (por ejemplo, la de un familiar o alguien cercano al usuario expresando esa emoción en concreto). También posibilita modificar el refuerzo dado al usuario o el tiempo que se establece para conseguir expresar la emoción, de 10 segundos a un minuto.

El proyecto, impulsado por Fundación Orange, está desarrollado por CTIC Centro Tecnológico en colaboración, como Comité Científico, del Grupo de Investigación sobre Discapacidad (GID) de la Universidad de Oviedo.

Las emociones en el autismo

El trabajo de las emociones en muchas personas con autismo es necesario, debido a su dificultad en la interpretación de los diferentes aspectos emocionales que intervienen en la comunicación. En ocasiones estas personas presentan dificultades para ponerse en el lugar de los demás y poder anticipar conductas, ya que no reconocen las emociones a través de las expresiones faciales. EmoPLAY pretende contribuir, en este ámbito, a que puedan interpretar la correspondencia entre determinados gestos y la emoción asociada.

Pantalla descriptiva de la emoción alegría en EmoPLAYDurante el desarrollo del proyecto de EmoPLAY se ha llevado a cabo un test-evaluación realizado por un total de 75 niños y niñas con autismo, con la colaboración de asociaciones y centros educativos españoles e, incluso, una universidad argentina. Según los promotores de EmoPLAY, la validación realizada por estos niños ha obtenido resultados ampliamente satisfactorios, resaltando su facilidad de uso y su interés por seguir utilizándola en el futuro y corrobora el buen funcionamiento del módulo de reconocimiento de emociones, cuya eficacia había sido ya comprobada previamente por alrededor de 200 niños y niñas sin ningún trastorno del desarrollo diagnosticado.

EmoPLAY es uno de los proyectos seleccionados en la Convocatoria de Soluciones Tecnológicas para personas con autismo de Fundación Orange en 2015. La Fundación Orange ofrece en su web la descarga gratuita de varias aplicaciones, programas o páginas web desarrollados para mejorar la calidad de vida de las personas con autismo en distintos aspectos de autonomía, ocio, comunicación, etc.

En Nobbot | DictaPicto, un traductor de voz a pictogramas para personas con autismo | Emocionatest, una app que evalúa y potencia las emociones de niños autistas