Recursos humanos: Cómo decir amablemente 'no' a un candidato - Nobbot

Recursos humanos: Cómo decir amablemente ‘no’ a un candidato

entrevista_9c163c4883fa8d481b40da3d3_l

Dicen que una de las mayores ventajas de crear un negocio de la nada es que no estás sujeto a normas y políticas estrictas que te dicten cómo manejar tu negocio. La regla aplica a la forma de trabajar y de financiarse, al producto o servicio, a la estrategia de marketing y, por supuesto, también a la política de recursos humanos. Por eso, si acabas de inaugurar tu propia startup y estás buscando miembros que icnorporar a tu equipo, te proponemos una serie de consejos prácticos sobre cómo comunicar a los candidatos que no han sido seleccionados. Para que quedes como un señor y el mismo proceso de contratación te sirva para construir una buena imagen de tu empresa.

1. Comunica al candidato que no ha sido seleccionado

Puede parecer obvio y sin embargo se está convirtiendo en una práctica demasiado habitual no contactar con los candidatos descartados, ni siquiera para comunicarles la decisión.

Puede que hayas recibido cientos de candidaturas y hayas realizado decenas de entrevistas, puede incluso que realmente te parezca que no das abasto para responderles a todos pero, ¡cuidado!: no contactar con los candidatos para comunicarles tu decisión puede dar una muy mala imagen de tu empresa.

Lo mínimo que debes hacer en estos casos es enviar a todos los candidatos una carta o email formal de rechazo. Y lo más recomendable es que sea una carta personalizada para cada uno de ellos. No obstante, lo ideal es que que contactes por teléfono con los candidatos para comunicarles tu decisión, sobre todo con aquellos con quienes podría interesarte seguir en contacto de cara al futuro.

2. Da feedback de la entrevista

Igual que a ti te interesa recibir feedback negativo de tu empresa para corregir tus errores, a los candidatos descartados les intersa conocer los fallos que hayan podido cometer en la entrevista o las razones por las que no han sido seleccionados.

Tal vez no te resulte fácil pero verás que una vez pasado el momento de la decepción, el candidato agradecerá tu honestidad y se mostrará contento de poder aprender para futuras experiencias.

3. Deja la puerta de tu empresa abierta de cara a un futuro a los candidatos más fuertes

Es fácil que, aunque en este momento sólo puedas contratar a una persona, entre todos los entrevistados haya varios candidatos que consideres adecuados para tu negocio. Si es así, comunicáselo. Y pídeles conservar sus datos para futuros procesos dentro de la empresa.

Por el contrario, si un candidato no te ha impresionado, no es necesario que le prometas contar con él para futuras vacantes. Ni tú ni él os merecéis que nadie os haga perder el tiempo.

4. Explica por qué has escogido al candidato seleccionado

Agradece al candidato su tiempo, su esfuerzo y el interés en tu empresa e infórmale de que había otro candidato mejor para el puesto. Todo el mundo es capaz de aceptar una ‘crítica’ como esa.

5. Muéstrate abierto y dispuesto a aclarar cualquier duda que los candidatos hayan podido tener sobre el proceso

Es duro ser rechazado para un puesto de trabajo pero está en tu mano hacer de la entrevista una experiencia constructiva para el candidato. Sólo tienes que darle la oportunidad de preguntar por aquellas cuestiones que sean importantes para él y responderle con respeto y honestidad. Sentirás que has ayudado a alguien más que haberle rechazado.

6. Revela a los candidatos cuáles fueron las cualidades que te hicieron seleccionarle para la entrevista en primer lugar

Tras ser desacartado en un proceso de selección, un poco de confíanza no le viene mal a nadie. Y, al fin y al cabo, seguro que algo te llamó la atención de un candidato cuando le invitaste a participar en el proceso de selección. Si le confiesas qué cualidades de su persona te han parecido más intersantes estarás ayudándole a recuperar la confianza que haya podido perder en el proceso. Será una experiencia mucho más positiva para ambos.

Vía: The Next Web