Análisis del LG G5: ¿qué me aporta un teléfono modular? - Nobbot

Análisis del LG G5: ¿qué me aporta un teléfono modular?

La idea de hacer un teléfono móvil modular a partir de componentes intercambiables no es nueva. Google lo lleva intentando hace años con su denominado Proyecto Ara. Phoneblocks es otra iniciativa en esta dirección, aunque también sin fecha clara de comercialización.

Al final, ha sido LG la compañía que ha puesto a disposición de los usuarios un teléfono modular con la presentación del G5, sucesor del excelente G4, y presentado en la pasada edición del Mobile World Congress.

Modular, pero realista

No esperes del G5 que sea una especie de Lego de los móviles. El concepto de modularidad de LG pasa por arriesgar lo justo. Y, de hecho, a los “módulos” disponibles para el G5, la propia LG los denomina “Friends” (amigos) y no siempre responden a la idea que podamos tener sobre modularidad.

No esperes que las cámaras se puedan sustituir por otras, o que puedas cambiar el procesador por otro de siguiente generación más adelante. Nada de eso. El LG es menos atrevido, pero a cambio es lo que los otros proyectos modulares no son: es realizable.

El mérito de LG ha sido diseñar un teléfono unibody en el que se puede extraer la batería usando una tapa removible en la parte inferior. Esta tapa puede ser sustituida por otras en las que, además de la propia tapa, se han integrado otros componentes.

lg-g5-1024x437

Por ejemplo, entre estos componentes adicionales, tenemos una batería de 1.200 mAh junto con un grip y botones específicos para manejar las funciones fotográficas (LG Cam Plus), o una electrónica específica para reproducir sonido de alta calidad (LG Hi-Fi B&O Play).

LG-Camp-plus

El resto de los “módulos” (Friends) son más bien gadgets que se pueden manejar desde el smartphone: un robot-cámara, una cámara para grabar vídeo 360 (LG 360 Cam) y unas gafas VR (LG 360 VR).

El LG G5, un smartphone divertido y potente

Yendo al terminal propiamente dicho, el G5 rompe con algunas de las tradiciones a las que nos tenían acostumbrados los anteriores G2, G3 y G4. Así, lleva los botones de volumen desde la parte trasera de los modelos anteriores hasta los laterales. Mantiene en la parte trasera, eso sí, el botón de encendido, que además hace las veces de lector de huella dactilar.

LG-G5-e1463735105560-1024x695

Además, reduce su tamaño de pantalla de 5,5’’ a 5,3’’, con una excelente resolución de 1.440 x 2.560 píxeles, lo que arroja una densidad de píxeles de 554 ppp. Todo un logro en cuanto a diseño industrial.

Además, pasa de una disposición tradicional, con tapa trasera de diferentes materiales, al unibody con “tapa” en la parte inferior y cuerpo metálico. El acabado y la calidad de la manufactura son excelentes, con un grosor de 7,7 mm y 159 gramos de peso, aunque sin ofrecer resistencia al agua como hace uno de sus máximos competidores, el Samsung Galaxy S7.

LG-G5-e1463735183435-1024x493

En cuanto a su electrónica, integra un flamante procesador Qualcomm Snapdragon 820 junto con 4 GB de RAM y 32 GB de almacenamiento interno, ampliable con tarjetas de memoria micro SD. El rendimiento de esta configuración es excepcional, con más de 126.000 puntos en la prueba de rendimiento Antutu.

LG-G5-ANTUTU-e1463735391614-1024x900

Tiene una batería de 2.800 mAh con tecnología QuickCharge 3.0, que se carga hasta el 83% en media hora y dos cámaras traseras de 16 Mpx y 8 Mpx (una de tipo gran angular) y una frontal de 8 Mpx.

La conectividad está resuelta de un modo elegante, con WiFi 802.11 ac, Bluetooth 4.2, así como un novedoso conector USB-C en vez del tradicional micro USB.

El LG G5 en el día a día

El LG G5 tiene la responsabilidad de ser el digno sucesor del LG G4, que no es poco teniendo en cuenta que su precio de venta de 699€ es mayor que el precio inicial del G4 cuando se comercializó, de 649€. Y lo cierto, adelantando las conclusiones, es que cumple con esta tarea a la perfección.

LG ha apostado por la cámara como uno de los argumentos más atractivos para atraer a una audiencia exigente dispuesta a invertir más de 600€ en un móvil. Ya en el G4 conseguía integrar un modo manual excelente junto con los modos automáticos. Y ahora, manteniendo el modo manual y formato RAW, integra una configuración de doble cámara.

Es una doble cámara sin letra pequeña: tiene una convencional de 28 mm de angular, apertura F1.8 y 16 Mpx con un comportamiento excelente. Y otra de 8 mm de angular, apertura F2.4 y 8 Mpx, que permite hacer tomas con un ángulo de visión de 135 grados.

Para que veas la diferencia entre ambas cámaras, te mostramos la foto tomada con la gran angular y con la convencional:

ejem-plo-arbol-lg-g5-ret-1024x381

Estas cámaras se pueden seleccionar fácilmente en la interfaz de la aplicación de fotografía, y son rápidas en cuanto a funcionamiento. El enfoque láser es muy ágil, y la función de acceso rápido a la cámara permite capturar una imagen desde el estado de reposo del G5 casi instantáneamente.

interfaz-lgg5-e1463736724915-1024x576

El gran angular es muy divertido. Es cierto que hay accesorios que convierten en gran angular las cámaras de los móviles, pero su calidad e inmediatez no se acercan ni por asomo a lo que se puede conseguir con una cámara así integrada en el propio móvil.

Además, LG ha incluido modos de fotografía que combinan de forma creativa las imágenes obtenidas de ambas cámaras e incluso la frontal selfi, como el Multi vista o el Resaltar. La cámara frontal es de 8 Mpx con un angular amplio y una apertura de F2.0 con el acostumbrado modo de retoque “Belleza”.

lg-g5-modos-1024x787

Los modos manuales de fotografía permiten ajustar al detalle los parámetros de las capturas, con una calidad que rivaliza con cámaras dedicadas. Las panorámicas son de una factura excepcional en rapidez de captura y tamaño. Y si vamos al vídeo, podemos grabar 4K a unos 50 Mbps de tasa de bits.

Un smartphone de bandera

En cuanto a su dimensión como smartphone, usa el sistema operativo Android 6.0.1 junto con la capa de personalización LG Optimus UX 5.0. Es una capa sin excesos, con funcionalidades interesantes como Captura+ para hacer capturas de pantalla editables, o QSlide que permite usar algunas apps en modo ventana.

lgg5-multi-576x1024

La siguiente versión de Android incluirá la multiventana como parte del sistema, pero de momento se depende de cada fabricante para que ofrezca este tipo de funcionalidad.

La pantalla tiene una nitidez notable, junto con un a tecnología IPS LCD sin excesos en cuanto a colorido, lo cual se agradece más allá del efecto “wow”. La respuesta del sistema es rápida y el lector de huella responde con agilidad y precisión.

La conectividad es completa, incluyendo BT 4.2 y WiFi ac, y la carga rápida se agradece mucho de cara a tener el móvil siempre listo para funcionar. Eso sí, recuerda llevar encima el cabe USB-C. Es un conector con muchas ventajas, pero de momento no es fácil encontrar cables de este tipo aparte del que venga con el propio móvil.

Como accesorio, hay baterías adicionales, así como un interesante cargador-power bank. De este modo, a pesar de que es un diseño unibody, seguimos contando con la posibilidad de tener más de una batería.

27093840186_b4bbf0f7ae_o-1024x576

La autonomía depende del uso que demos al G5. Si hacemos un uso intensivo, durará menos de un día. Es la cruda realidad y no es algo que deba sorprendernos. Cuanto mejor es un móvil, más se usa. Y ello repercute en la duración de la batería, que por otro lado no llega a los 3.000 mAh.

El apartado del sonido es mejorable. Es cierto que hay un accesorio que añade calidad Hi-Fi al dispositivo, pero se agradecería tener alguna tecnología como Dolby Atmos en el propio terminal.

Los LG Friends

Los accesorios son un valor añadido interesante, aunque, a cambio, suponen una inversión adicional que no siempre se justifica. El accesorio para fotografía integra una batería adicional, pero no es imprescindible para tener una experiencia fotográfica satisfactoria. Por su parte, el del sonido Hi-Fi es apropiado para audiófilos y no supone una modificación excesiva de la ergonomía.

LG-Friends-1024x614

La cámara 360 es un accesorio interesante de cara a grabar contenidos multimedia en este formato. Es una tendencia fuerte y con visos de convertirse en una categoría de creatividad audiovisual de gran aceptación. De momento, las cámaras que están apareciendo ya ofrecen resultados honestos y resultones.

Los vídeos 360 se pueden ver tanto en la pantalla del móvil como en unas gafas 360. LG cuenta con unas en su repertorio de accesorios bastante ligeras y manejables.

lg_360_cam_with_lg_g5-1024x768

El robot con cámara no deja de ser un juguete. La cámara puede tener aplicaciones como sistema para videovigilancia, pero aún le queda recorrido para convertirse en un accesorio objetivamente útil.

Es de esperar que LG siga ofreciendo accesorios dentro de esta categoría. Eso sí, de momento es necesario que haya un número de usuarios suficiente como para hacer que sea interesante comercializar más propuestas. Y, por supuesto, que LG u otras empresas diseñen módulos de utilidad y que aporten valor.

Lo que echamos de menos

Nos hubiera gustado que el terminal estuviera diseñado a prueba de agua. Es un valor añadido muy conveniente. De todos modos, fabricantes como Lifeproof ya tienen carcasas sumergibles y a prueba de golpes para este terminal. Un accesorio muy recomendable de cara a llevar el G5 en nuestras aventuras vacacionales o recreacionales.

lifeproof_77_53373_fr_275_case_for_lg_1238726-e1463737861566-1024x555

También nos hubiera encantado que el terminal incluyera un adaptador de USB-C a micro USB para usar medios de almacenamiento externos que ya tuviéramos. O que la cámara gran angular fuera de más resolución.

Pero en conjunto estamos ante uno de los terminales de referencia del momento, sumamente versátil, divertido y potente. Además, a pesar de su elevado precio, es una de las propuestas más equilibradas en cuanto a calidad precio dentro de los terminales “premium”.