La guerra del vídeo en HTML5: H.264, OGG Theora y WebM (y II)

HTML5 video tag new codecs war

Acabemos esta segunda parte de la guerra del vídeo en HTML5 con la verdadera novedad: WebM. Precisamente por no tener pasado, este es el formato con más futuro y el que, con un poco de suerte, se impondrá en la web.

De hecho, dentro de poco podremos ver cómo se podrá utilizar desde todos los navegadores modernos, al menos en el PC. Veamos en qué consiste y qué le diferencia de los códecs que vimos ayer.

Códec WebM: el futuro

Nace como una fuerte apuesta de Google, que compró On2 para liberar su códec VP8 (es decir, la versión más actual del códec en que se basa Theora). A pesar de su corta vida es el que tiene más papeletas para convertirse en el estándar de la web. Veamos por qué.

Cuota de navegadores de WebM

Google Chrome, Firefox y Opera han anunciado soporte de fábrica para este códec, y ya existen compilaciones de todos ellos que implementan una versión inicial. Además, Internet Explorer 9 también planea añadir soporte, pero solo si el usuario tiene instalado ese códec. Y como Safari utiliza Quicktime como base, en principio todos los códecs extras que tengamos instalados en Quicktime se pueden usar en el navegador (por ejemplo usando Perian).

Esto implica que ahora mismo su cuota es 0.001%, pero al acabar 2010 tendrá una cuota similar a la de Theora. Y, cuando IE9 sobrepase a sus otras versiones, estaríamos hablando de más de un 50% de compatibilidad. Dado que a día de hoy sabemos que es el único que se podrá visualizar en todos los navegadores de PC, es el que parte con mejor posición.

Compatibilidad y contenidos en WebM

Dado que tiene un par de días de vida, no hay ningún dispositivo que soporte WebM. Sin embargo, lo apoyan tantas empresas que dentro de poco veremos una explosión de dispositivos. Recapitulemos algunas de las más importantes:

a) Empresas de Software

Software

Además de los navegadores mencionados, diversas empresas importantes del sector han dado su apoyo directo a WebM. Por supuesto tenemos a Google que lo implementará en Android, Google TV y Chrome OS, pero también hay otros como Skype y Oracle que se apuntan al bombardeo.

Especialmente interesante las empresas que se dedican a los codificadores como Sorenson o Corecodec. Esta última es la creadora de CoreAVC, probablemente el programa más eficiente a la hora de decodificar vídeo.

Pero el punto clave de esta historia es Adobe, que también apoya completamente el códec. Lo integrará en Flash y en AIR, dándole un empujón importante al proyecto y ofreciendo la misma compatibilidad que ahora tiene H.264.

b) Empresas de Hardware

Hardware

Algo realmente importante es el masivo apoyo de los creadores de procesadores de dispositivos móviles y similares: ARM, Broadcom, Qualcomm, Texas Instruments, MIPS… Por no hablar de creadores de chips gráficos como nVidia y AMD/ATI. Así que hardware optimizado no va a faltar.

El único al que se le echa en falta en esta lista es Intel, porque sí que colabora con Google en proyectos como Google TV, así que es extraño que le pille al traspiés. Suponemos que en el futuro se unirán también, no tiene sentido para ellos dejar de lado a este códec si toda su competencia lo soporta.

c) Publicadores de contenidos

Content

Aquí solo hay que poner un nombre: Youtube. Ya está comenzando a codificar en este formato, cosa que llevará un tiempo, pero lo importante es que el soporte ha empezado rápidamente. Esto es un paso imprescindible para la adopción del formato, dado que Youtube es parte fundamental del vídeo en la web. El resto de sitios… tendrán que seguir sus pasos a medio plazo.

Ventajas de WebM

Como Theora, es totalmente libre: el códec de vídeo es VP8, el de audio es Vorbis (normalmente el mismo que se usa en vídeos con OGG Theora) y el contenedor es un subconjunto de MKV. Todos ellos tienen licencias libres y son aptos para su estandarización.

La diferencia principal respecto a Theora es que VP8 es muchísimo más eficiente. Se está hablando de conseguir una calidad muy similar a H.264 pero con ficheros de la mitad de tamaño que los generados por H.264.

Desventajas de WebM

Dado que es nuevo, parte de cero, evidentemente sin compatibildad con ningún sistema anterior. Pero al traer este sorprendente apoyo de la industria y venir de un gigante como Google, que controla tanto Youtube como Android, los dispositivos compatibles aparecerán poco a poco.

Sin embargo, sí que puede parecer una gran desventaja que las cámaras actuales no soporten este formato, porque eso significa que tendremos que convertir los vídeos que grabemos. Pero actualmente ese proceso de conversión ha sido relegado a los distribuidores de contenido tipo Youtube: nosotros subimos a su sitio el contenido original, y ellos ya se encargan de codificarlo sin que tengamos que preocuparnos.

Por otro lado, los codificadores/decodificadores están algo verdes, siendo un 10% más lentos que los típicos de H.264. Este problema también es relativo, porque queda mucho espacio para optimizar ambas operaciones. Así que en un par de años podremos estar con codificadores/decodificadores eficientes que ganen de calle a H.264.

Un problema muy serio que puede encontrarse WebM son las patentes. Aunque hemos dicho que es libre, es posible que al realizar ciertas operaciones viole varias patentes. Hasta ahora estos son rumores, insinuaciones y amenazas por parte de los integrantes de la MPEG-LA, pero como no soy experto legal no puedo concluir que no vayan a intentar la vía judicial. Uno pensaría que antes de gastarse más de 100 millones de dólares el departamento legal de Google haría un exhaustivo informe sobre esas patentes, pero nunca se sabe.

Conclusiones: ¿H.264, OGG Theora o WebM?

WebM

Todo lo anterior se puede resumir en que:

  • H.264 sería perfecto si fuera libre. Pero no lo van a liberar.
  • Ogg Theora se puede dar por muerto. Se ha quedado obsoleto antes de nacer.
  • WebM es el verdadero ganador antes de empezar la batalla. Es libre, eficiente y tiene apoyos suficientes.

Por supuesto, esta guerra no ha hecho más que comenzar. La etiqueta <video> se propuso en 2007 desde Opera, lo que viene siendo muy poco para un estándar web que implica a muchas empresas. Hay varios intereses encontrados entre esas empresas, pero la masa de desarrolladores y en general cualquiera que piense que la web tiene que seguir siendo libre debería estar con WebM. Habrá que estar atentos a cómo se desarrolla esta guerra en el futuro, dejando un ojo fijo en los dispositivos móviles.

Enlace | WebM