Join.me mejora su soporte de voz ahora también a través de Internet

Join.me mejora su soporte de voz ahora también a través de Internet


Una de las aplicaciones que más me gustan a la hora de poder ofrece soporte remoto a alguien, resolver alguna duda, etc. es Join.me. Pero hasta ahora una de los inconvenientes que me ofrecía era tener que depender de un teléfono o de Skype o Viber para comunicarme con la persona a la que estoy dando soporte. Pero Join.me mejora su soporte de voz y ahora también a través de Internet podremos contactar con el resto de invitados.

Y lo hace sin perder una de sus principales características, la sencillez. Porque si por algo se caracteriza Join.me es por lo rápido que podemos poner en marcha la aplicación. Basta con entrar al servicio y elegir si queremos compartir. En este punto nos instala la aplicación y nos facilita el código de acceso que debemos facilitar al resto de usuarios para compartir nuestra pantalla.

Soporte de Voz de Join.me

Una vez pasado este momento inicia, que dependiendo de a quién tengamos al otro lado del teléfono puede ser más o menos duro, el resto será sencillo. Con el código de nueve cifras que nos proporciona la persona que quiere compartir su escritorio, tenemos acceso a visualizar el mismo. Tanto si estamos en una presentación, cómo si lo que queremos es ofrecer control remoto la voz es fundamental.

En esta caso bastará con pulsar el icono del teléfono que nos aparece en el panel de control de Join.me. En este punto podemos utilizar el contacto vía telefónica o a través de Internet. Elegimos esta segunda opción y ya podemos conversar con el usuario al que estamos ofreciendo soporte o con el que vamos a compartir una presentación o archivo. Para tener comunicación de voz es necesario que ambos tengan instalada la aplicación de escritorio, no así para control remoto o compartir la pantalla. La calidad de la voz es buena, aunque tal vez algo metálica, nos podemos comunicar sin problemas.

La otra opción que tenemos es unirnos a través de una conferencia, un número a que podemos llamar y mantener contacto con una buena calidad de las llamadas. Claro que esto tiene un coste que muchas veces podemos evitar y conseguir ahorrarnos este dinero si la persona a la que prestamos soporte vive en nuestro país y conocemos su teléfono. La otra opción, que era la que yo venía utilizando hasta ahora era utilizar Skype o Viber, que es algo más incómoda, sobre todo porque no todo el mundo se encuentra registrado en estos servicios.

El único punto débil que tiene el servicio, es que cuando tomamos el control del otro equipo y movemos de forma remota el teclado y ratón, si tenemos que realizar alguna instalación de un programa cuando el UAC (Control de cuentas de usuario) de Windows nos pregunta si deseamos permitir que tal programa realice cambios, no nos aparece en pantalla, por lo que las instalaciones no pueden ser tan desatendidas como muchas veces sería necesario.

Soporte también desde teléfonos móviles

Sobre todo es un gran ahorro de tiempo para resolver dudas. Muchas veces no es necesario instalar nada, simplemente un usuario te llama porque le ha aparecido un mensaje en la pantalla, el antivirus le ha dado un aviso y no sabe que debe hacer en ese momento. Entonces cuando nos llaman e intentan explicar qué aviso les da, lo que a veces requiere de unas dotes adivinatorias notables.

Una simple conexión a través de Join.me nos puede ahorrar mucho tiempo en el diagnóstico. Para determinados usuarios todos los mensajes que aparecen de forma inesperada son graves, aunque luego resulte que pueden cerrarse sin problemas. Por otro lado, para estos casos tenemos la posibilidad de conectar desde nuestros teléfonos móviles. Join.me dispone de una aplicación para iPhone y Android, que hace que la visualización del escritorio remoto sea muy sencilla, rápida y cómoda. Aunque siempre en estos casos se recomienda conectarse vía WiFi, para no consumir la tarifa de datos del teléfono a poco que se prolongue la asistencia.

En este caso también podemos optar por conectarnos por voz vía Internet desde el teléfono móvil, o usar el chat que siempre es muy cómodo cuando por cualquier motivo no podemos utilizar la comunicación por voz. Por todas estas razones, pero sobre todo por lo bien que funciona Join.me es una de mis herramientas favoritas para usar como soporte remoto. Para la parte de presentaciones creo que Mikogo está mejor orientada hacia esta funcionalidad, sobre todo por sus opciones de pizarra interactiva que es de gran utilidad durante las explicaciones.

Más Información | Join.me
En AnexoM | join.me, compartir tu escritorio nunca fue tan fácil

  • El añadido es bastante interesante, está claro que la voz como una herramienta más de uso es ya una realidad en la informática.