Así impulsará la COVID-19 la transformación digital

Así impulsará la COVID-19 la transformación digital

covid-19 y transformación digital

La COVID-19 está acelerando un proceso de transformación digital en el que nos hallamos inmersos desde hace años. La adopción de las nuevas tecnologías comienza a ser una realidad que está cambiando nuestra forma de trabajar, de colaborar, de viajar, de comprar o de relacionarnos con los demás, por citar sólo unos ejemplos.

José Vicente Toribio Orange
José Vicente Toribio, Orange

Año tras año asistíamos a crecimientos sostenidos en e-commerce, consumo de video streaming, cloud computing, tráfico de datos, internet of things o aplicaciones de inteligencia artificial.

La transformación de nuestras empresas, la industria o nuestros hábitos como ciudadanos de a pie es más que evidente, y en algunos segmentos estábamos ya cerca de la madurez en los productos, y por tanto en su adopción masiva por mercado. Y en esto llegó la COVID-19.

La enfermedad está provocando mucho sufrimiento a la población mundial. Se está llevando por delante muchas vidas, y lamentablemente acabará con muchas empresas y gran parte de la economía mundial. Como sociedad debemos aprender de los errores que hemos cometido para salir reforzados de esta situación. Afortunadamente disponemos de tecnología que nos ayudará a combatirlo, a superarlo y a estar preparados para la próxima vez.

Lo que parece claro es que la COVID-19 nos ha hecho cambiar nuestra forma de vida como medio para plantarle cara a corto plazo, aliviando a nuestros servicios sanitarios y ralentizando la expansión de la enfermedad.

Saldremos de esta, todo irá bien,.. Pero habremos cambiado, o mejor, sufriremos un proceso de transformación, sin vuelta atrás, en nuestros hábitos cotidianos y en nuestra escala de prioridades.

¿Os imagináis un confinamiento sin internet? ¿sin la posibilidad de seguir conectados a lo que más nos importa, nuestras familias, amigos, etc? ¿o sin poder trabajar o estudiar desde casa? Sinceramente, sería todo mucho más difícil.

Los datos están ahí, el tráfico de voz se ha incrementado en un 90%, con conversaciones un 60% más largas, haciéndonos redescubrir el teléfono fijo. El tráfico de internet también se ha incrementado en un 30%, y el consumo de video en el hogar se ha disparado un 60%, donde la red más grande de Fibra de toda Europa, la española, está dando la talla garantizando la conectividad con unos niveles de calidad extraordinarios ante estos incrementos.

La situación de extrema gravedad sanitaria ha puesto a prueba a los compañías de telecomunicaciones y demás empresas tecnológicas, llevando las redes a condiciones de estrés no previstas hasta dentro de 4-5 años. Afortunadamente, nos ha pillado preparados.

la covid-19 cambia nuestros hábitos

La adopción de las tecnologías, la transformación digital, se ha acelerado drásticamente en las últimas semanas, la COVID-19 nos ha hecho avanzar rápidamente al modificarse también, a gran velocidad, nuestros hábitos.

Todo volverá a la normalidad, pero como decía antes, las prioridades serán distintas. Quizá inconscientemente durante los primeros meses, pero nuestro instinto de supervivencia nos hará tomar pequeñas decisiones de otra manera. La neurociencia nos explica que es nuestro cerebro reptiliano, nuestro instinto de supervivencia, el que actúa, aunque no seamos del todo conscientes de ello.

Daremos mucha más relevancia a la vida en casa, invertiremos más tiempo y dinero en ella, cuidaremos más de nuestra salud, trabajaremos en casa más tiempo que antes, nuestros hijos también lo harán con sus estudios, compraremos más por internet, buscaremos nuevas formas de socialización y comunicación a distancia, y prestaremos más atención a la protección de nuestra familia, de forma que se intuye un fuerte crecimiento en la demanda de productos y servicios relacionados con diversas áreas:

  • Entretenimiento en el hogar: cine y series en streaming, deportes, gaming, smartTVs, o consolas.
  • Herramientas de teletrabajo y e-learning: plataformas de trabajo colaborativo, videoconferencia, VPNs seguras, PCs, monitores, laptops y periféricos, servicios de e-learning, etc.
  • Ciberseguridad: antivirus, protección de la navegación para nuestros hijos, control de ciberbulling, pagos seguros, protección de identidad digital, etc.
  • Comunicación social: videollamada, dispositivos con pantalla, videoconferencia o nuevas redes sociales.
  • Hogar conectado: dispositivos para el control y mejora del confort en el hogar, altavoces inteligentes, bombillas y enchufes conectados, termostatos inteligentes, cámaras, aspiradoras inteligentes, etc.
  • Asistencia tecnológica: servicios de soporte y ayuda tecnológica para el hogar o soporte por vídeo.
  • Salud: servicios de telemedicina, videoconsulta, dispositivos de cuidado de salud y bienestar, etc.
  • Teleasistencia y acompañamiento para mayores.

La Red seguirá siendo el verdadero corazón de la transformación digital que estamos viviendo, pero sobre ella, debemos construir nuevos servicios adaptándonos a los cambios en la demanda que estamos viendo recientemente.

2 respuestas a “Así impulsará la COVID-19 la transformación digital

  1. Totalmente de acuerdo, además no solo lo que has comentado de que cambiaremos nuestros hábitos de consumo en cuanto a la tecnología, sino también a que seremos más cuidadosos con el consumo de bienes y servicios en nuestro país y quizás valoraremos mucho más bienes/servicios propios que ajenos.

    Tendríamos que plantearnos a nivel país, una industria tecnológica en España y no tanto depender de otros países?
    Esa esa una buena pregunta.

    Saludos.

    1. Efectivamente Helena, es un punto muy relevante que nos tiene que permitir impulsar muchas industrias en España, y entre ellas las tecnológicas.

      Gracias por tu comentario.
      Jose.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *