Un emprendedor español con su propia app en el mercado americano

Miguel Florido, el emprendedor español que ya tiene su propia app en el mercado americano

Llegar a los 30 con un historial de proyectos propios a la espalda no es lo más común en los tiempos que corren. Emprender es difícil, eso está muy claro, y hace falta mucha valentía para lanzarse a la piscina de una idea propia en la que se cree a pies juntillas. Eso es que lo que lleva haciendo mucho tiempo Miguel Florido, un software engineer que, después de mucho esfuerzo, ha lanzado su propia aplicación.

Youbil es un comparador de precios que permite a los usuarios encontrar las mejores ofertas en páginas tan populares como Amazon, Ebay, Walmart y BestBuy. Una app disponible para Android que crece exponencialmente y que se ha lanzado al prometedor y gigantesco mercado americano.

-Como nos has comentado, llevas emprendiendo desde los 20 años y Youbil no es tu primer proyecto. ¿Qué ocurrió con tus primeras ideas?

Como bien dices, yo ya había hecho varios intentos de emprendimiento con proyectos propios (en concreto 4), y por unos motivos u otros no los seguí adelante. En uno, que se llamó trividuel, incluso llegamos a recibir una inversión bastante importante pero, al cabo de un par de años, decidí dejar la empresa, y al cabo de dos la cerraron.
Allá por el 2015 realicé algunas web nicho, una de ellas es mundodelcafe.es y actualmente me está dando unas 1.200 visitas al día. Fue en el año 2017 cuando, después de reunir toda la experiencia necesaria tanto en proyectos propios como ajenos, me decidí a crear Youbil.

-¿Cómo fueron los comienzos de Youbil?

El germen de Youbil estaba en los blogs nicho en los que llevaba años trabajando. En este ámbito es posible ganar dinero si los usuarios compran algunos de los productos de Amazon de los que yo hablaba. ¿El problema? Es necesario hacer textos extremadamente buenos y de altísima calidad, para alcanzar visitas. Todo esto activó mis pensamientos y la idea de realizar la misma tarea pero de forma automatizada empezó a rondar mi cabeza.

En el año 2017 pensé, ¿y si creo un artículo bien resaltado que hable de distintos productos y sus descuentos? Decidí probar suerte y me di cuenta de que había bastante potencial en mi idea. Durante unos días estuve modelando el proyecto en mi cabeza. Me daba cuenta de los aciertos y los errores del mismo y aprendía diariamente gracias a las diferentes situaciones que podían surgir.

Por fin llegó el momento y lo vi claro, tenia que hacer un comparador de precios entre diferentes tiendas online y, ya entrado 2018, me puse manos a la obra. Estuve unas dos semanas programando la aplicación y subcontraté un diseñador freelance para que hiciera realidad mis bocetos.

-¿Por qué Android y no iOS?

La razón por la que decidí empezar en Android fue por puro pragmatismo. A pesar de que iOS sigue contando con una cuota de mercado enorme, la realidad es que las tendencias van un poco en su contra, y la gran mayoría de dispositivos van con Android, así que puestos a apostar por una plataforma en un inicio (por el tema de recursos limitados), pensé que lo más razonable era apostar por Android.

Youbil, Google Play

-Y, ¿por qué el mercado americano y no el europeo?

La explicación sobre por qué el mercado americano en vez del europeo responde a varias realidades. Por un lado, encontramos la homogeneidad del mercado de Estados Unidos, pues está formado por 350 millones de personas y la mayoría de ellas hablan el mismo idioma.

Además, el atractivo económico del mercado americano influyó en la decisión. La renta per cápita media anual en Europa es menor que en Estados Unidos por lo que los usuarios de este último mercado gastarán más que los del primero. Además, por lo que he podido averiguar, parece ser que en el mercado americano existe una una mayor cultura de la compra online y del consumo en general.

En Europa no todos los países tienen disponibles las mismas tiendas online. Por ejemplo, en Alemania encuentras a Saturn.de, pero en España no. Este detalle hacía que la cosa se complicase mucho más y por eso me decanté por EE.UU, un lugar en el que este problema no existe.

La renta per cápita media anual en Europa es menor que en Estados Unidos por lo que los usuarios de este último mercado gastarán más que los del primero.

-Emprendiste este proyecto en solitario pero, ¿has encontrado alguna persona con la que compartir tu iniciativa y con la que trabajar activamente en ella?

Al poco tiempo de finalizar el proyecto y mostrárselo a la gente de mi entorno recibí numerosas propuestas de asociación. Teniendo en cuenta mis experiencias anteriores, tenía claro que no contaría con la colaboración de nadie si no estaba totalmente seguro. Por ello, establecí una especie de periodo de prueba para saber si me entendía al cien por cien con la persona elegida. Hasta ahora he colaborado con un técnico y dos comerciales pero decidí no seguir con ninguno porque no sentía que me aportasen nada imprescindible. Por ahora ando solo, hasta que encuentre un socio que me aporte algo extra, aunque no ando buscando de forma activa.

-¿Qué esperas de Youbil en el futuro?

La clave del éxito de Youbil es conseguir una cantidad de visitas que se mantenga. Con eso en mente, y con una filosofía de “partido a partido”, el objetivo a corto plazo es conseguir un flujo de visitas que me permita dedicarme a este proyecto de forma completa. También me gustaría contratar a alguien en un futuro.

A medio plazo, la idea es evolucionar el producto, es decir, agregar nuevas tiendas online, filtros, traducciones, etc. A largo plazo, siempre que el proyecto siga con su crecimiento, mi idea es extenderlo a otros mercados: Alemania, Inglaterra, España, Japón…

Emprender para mí es complementar mi vida

-Al margen de Youbil, ¿cuáles son las expectativas de futuro de Miguel Florido como emprendedor?

Como emprendedor, y si este proyecto no funciona, siempre estaré con el radar puesto por si surge una nueva idea y nunca perderé las ganas de hacer algo nuevo. También es cierto que no me quiero obsesionar, y que solo participaré en proyectos que realmente me parezcan interesantes.

Yo soy software engineer y disfruto mucho de mi trabajo, así que emprender para mí es complementar mi vida. Personalmente creo que ese es el detalle que marca la diferencia entre los emprendedores exitosos y los que no pero, como podéis imaginar, aún queda mucho camino por recorrer y probablemente no haya aprendido la lección del todo.

Lánzate

Empresas como Orange participan en iniciativas que tratan de apoyar a los emprendedores. Una de ellas es su programa Lánzate, que ha celebrado recientemente su segunda edición. Esta iniciativa, promovida por EOI y Orange, ofrece asesoramiento y coaching a las seis propuestas que más valor aporten a la sociedad digital. Mediante el contacto directo entre emprendedores y asesores, los proyectos pueden optimizar su desarrollo y sus creadores pueden identificar nuevas oportunidades de negocio y de expansión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *