Circus Roncalli utiliza hologramas de animales en un espectáculo mágico

Hologramas de animales para el circo del siglo XXI

Image: Circus Roncalli. Optoma

La participación de los animales en los espectáculos circenses se ha puesto muchas veces en tela de juicio. Más de uno habrá asistido a una actuación en la que un tigre famélico se resigna a saltar a través de un aro de fuego o en la que un elefante que refleja poca vitalidad se pone de pie sobre sus patas traseras. A simple vista puede parecer divertido pero, ¿qué hay detrás de estos espectáculos? Muchos de los animales que viven en el circo han experimentado ese dicho popular de «la letra con sangre entra» y el público es cada vez más consciente de ello. Por eso, el alemán Circus Roncalli ha encontrado una alternativa que permite ofrecer una experiencia inolvidable sin coartar la libertad de los animales. El público que ya ha podido asistir a sus funciones se ha quedado ojiplático gracias a unos hologramas que no solo dan sensación de realidad, sino que perpetúan la magia circense.

Magia y respeto

El Circus Roncalli ha optado por la tecnología láser multicolor para ofrecer al público un espectáculo mágico a la par que respetuoso con los animales. Para hacer realidad esta idea han sido necesarios 11 proyectores láser Optoma ZU850, equipados con lentes de largo alcance y distribuidos estratégicamente en una carpa de 32 metros. Los hologramas, que adoptan diferentes formas, son visibles desde todas y cada una de las localidades y adquieren un realismo casi pasmoso que permite ofrecer una función de calidad. Esta experiencia tecnológica ha sido posible gracias a la colaboración entre la agencia de Roncalli TAG/TRAUM, Bluebox y la empresa de proyectores Optoma.

Además de los hologramas, los espectadores pueden disfrutar de divertidos numeros en los que participan animales de tela que, aunque no aportan ese toque tecnológico tan sorprendente, también resultan llamativos. El Circus Roncalli, fundado por Bernhard Paul y André Heller en 1976, fue uno de los primeros en vincular sus espectáculos a elaborados hilos argumentales con la intención de eliminar la presencia de los animales bajo las carpas.

«resucitar» en forma de holograma

Esta no es la primera vez que los hologramas dejan al público sin palabras. Esta tecnología ha permitido, por ejemplo, que algunas de las voces más importantes de la historia de la música vuelvan a la vida, aunque sea en sentido figurado. Tanto es así que la compañía Base Hologram logró subir de nuevo a un escenario a Maria Callas durante el Callas in Concert – The Hologram Tour. El resultado logró alcanzar un realismo emocionante y cálido que sorprendió a los espectadores y les hizo olvidar durante un rato que esa magnífica voz abandonó la vida y los escenarios hace más de cuarenta años.

Amy Winehouse es otra de las artistas que resucitará próximamente gracias a la tecnología de los hologramas. La reina del soul y el r&b compartirá escenario con una banda en vivo para deleitar, por última vez, a sus fans. Su icónica voz y los temas que acapararon las listas de éxitos volverán a la vida, al menos, durante un concierto más.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *