Móviles en las aulas, ¿a favor o en contra? Los profesores lo tienen claro

Móviles en las aulas, ¿a favor o en contra? Los profesores lo tienen claro

El 90% de los profesores cree que la presencia de móviles en las aulas puede resultar útil,  aunque les preocupa que se pueda utilizar para el ciberacoso.

Por aplicaciones, los juegos son la herramienta considerada más eficaz para promover la adquisición de conocimientos: “La gamificacion consiste en la introducción de recompensas y penalizaciones mediante juegos que pretenden divertir a los alumnos a la vez que les motiva a realizar acciones orientadas a la consecución del aprendizaje”, según Bernardo Tabuenca del Departamento de Sistemas Informáticos de la Escuela Técnica Superior de Sistemas Informáticos de la UPM.

Este experto ha participado en una encuesta, en la que colaboran también investigadores de las Universidad de Alcalá y la Universidad Internacional de La Rioja, que analiza la predisposición de los profesores a utilizar el móvil como herramienta educativa. Para ello, se han tenido en cuenta las respuestas de 132 docentes de toda España.

móviles en las aulas como herramienta educativa

Las redes sociales son un elemento de comunicación frecuente entre estudiantes y por ello, los investigadores analizaron también cuáles serán las favoritas de los docentes de cara a comunicarse con los alumnos.

“En la actualidad, las sesiones lectivas tradicionales se acompañan ocasionalmente de contenidos multimedia. Por esta razón, el 79% de los docentes está a favor del uso de YouTube mientras que Tuenti, Instagram, Facebook y WhatsApp fueron las peor valoradas. «Los profesores pasan muchas horas cara a cara con el alumnado y quizás no sea necesario suplantar esta comunicación con otra menos directa y que pueda llevar a ambigüedades”, comenta Tabuenca a Sinc.

preocupa el ciberacoso

Como elemento negativo, el 95% de los docentes se muestra preocupado por el posible uso del móvil para el ciberacoso. Este se define como se define como una conducta agresiva e intencional que se repite de forma frecuente en el tiempo mediante el uso por parte de un individuo (o grupo), de dispositivos electrónicos sobre una víctima que no puede defenderse por sí misma fácilmente.

“Por primera vez, los riesgos asociados a las distracciones de los adolescentes, la sobreexposición a internet o el dejar de lado actividades más tradicionales como la lectura y la expresión artística, quedan relegados a un segundo plano frente al riesgo de que el smartphone se pueda emplear para hostigar a sus compañeros, lo que pone de manifiesto la magnitud de este problema y la concienciación existente por parte del profesorado”, explica Bernardo Tabuenca.

Parar la violencia escolar, en cualquiera de sus formas, es algo en lo que se ha de implicar toda la sociedad, desde los padres y la comunidad educativa a las instituciones e incluso las empresas tecnológicas. Una de las que ha emprendido una campaña de sensibilización sobre la importancia de un uso seguro de Internet y los dispositivos digitales es Orange, que ha puesto en marcha el proyecto #Porunusolovedelatecnologia.

El objetivo es ayudar a padres, educadores, menores y a la sociedad en general a ayudar a reflexionar sobre el uso responsable de la tecnología y los riesgos que las malas prácticas conllevan, el ciberbullying entre ellos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *