Lucera o cómo ayudarte a ahorrar en luz con ‘big data’ y energía verde

De aliados de las eléctricas a ayudar a ahorrar luz con ‘big data’ y energía verde

Triste paradoja: el mercado eléctrico es muy oscuro. Desde la misma factura de la luz, ininteligible para la mayoría de los españoles, al funcionamiento del propio mercado, que en realidad es una madeja de intereses donde están implicadas las eléctricas, los pequeños productores de energía, el Gobierno y los consumidores, entre otros.

 

En Lucera, una startup que revende a precio de coste energía verde a 12.000 hogares de este país, vieron que las reglas que regulan el sector eléctrico “no eran decentes y solo estaban pensadas para beneficiar a unos pocos”. “Muchas veces el usuario paga más de lo que consume y no dispone de toda la información sobre su consumo eléctrico de forma sencilla y transparente”, explica el CEO de la compañía, Emilio Bravo. E insiste: “Muchas eléctricas aplican un margen al precio de la luz y ganan más dinero cuando consumes más energía, y eso no nos parece honesto”.

Para Emilio, las eléctricas no están interesadas en promover el ahorro y la eficiencia energética de sus millones de clientes. “Sabiendo que al 86% de viviendas les conviene una tarifa con discriminación horaria, ¿conoces alguna compañía eléctrica que se la recomiende a sus clientes? En Lucera, tres de cada cuatro clientes tienen esta tarifa, y pagan una media de 50 euros menos al año. Además, el cambio es un mero trámite administrativo. Si es tan fácil, ¿por qué no lo ofrecen las demás?”, cuestiona el CEO de Lucera.

Casi 70 euros al año de ahorro

Lucera analiza en tiempo real 1.500 millones de datos de 80.000 usuarios procedentes de distintas compañías, y esto le permite generar informes energéticos personalizados acordes con las características de cada caso y los hábitos de sus moradores. Además, los clientes pueden comparar sus consumos con otros de viviendas del estilo, para ver si están pagando de más o han ajustado lo suficiente. También ofrece un panel que le dice al cliente qué electrodomésticos pueden estar gastando más.

Pues bien, gracias al big data Lucera ha llegado a la conclusión de que nueve de cada diez consumidores podrían ahorrar en la factura de luz una media de 68,4 euros al año simplemente ajustando la tarifa y la potencia a sus necesidades. Es decir, muchos hogares están pagando varios escalones más de potencia de lo que les corresponde.

Miembros del equipo de Lucera.

Para ser justos, Lucera promete una energía “a precio de coste”. Como del margen comercial no vive, Lucera aplica a sus clientes una cuota de suscripción mensual por sus servicios de 3,90 euros, y de ahí salen sus ingresos. La compañía, que ya emplea a 20 personas, facturó 4,5 millones de euros en 2017 y para este año espera acabar con unos ingresos de 7 millones.

Energía verde: cuestión de “valores y coherencia”

Además, Lucera, un ejemplo de cómo el big data y la transformación digital también están cambiando el sector energético en España, ofrece energía cien por cien procedente de fuentes renovables. Esta apuesta verde se debe a una cuestión de “valores y coherencia”. “Desde el primer día solo suministramos energía limpia, lo que ha supuesto evitar la emisión de más de 20.000 toneladas de CO₂, el equivalente a plantar más de seis millones de árboles”.

Si un cliente quiere pasarse a Lucera, lo único que tiene que hacer es rellenar un formulario, una tarea que no le llevará “ni un minuto”. Luego en la compañía prometen que se encargan de toda la burocracia que eso genera, de tal manera que el cambio de proveedor no le supondrá al cliente hacer llamadas a su anterior eléctrica ni sufrir cortes de luz.

Cálculo de ahorro en tres minutos

Eso sí, Emilio Bravo admite que la cosa se puede complicar si el usuario “tiene un contrato con precio fijo anual con permanencia o está con alguna compañía que le ha ofrecido un descuento, precio fijo o cualquier otro ‘cuento’ a cambio de una permanencia”. En esos casos, es probable que haya penalización por el cambio. “Por eso siempre ofrecemos contrato sin permanencia, para que el consumidor elija libremente”, añade.

Además de dar consejos útiles a sus clientes para reducir su factura eléctrica, disponen en su página web de una calculadora de ahorro que, en tres minutos, y teniendo en cuenta los hábitos de la familia y las características de la casa, genera un informe con recomendaciones personalizadas. Este servicio está abierto a todo el mundo.

Curiosamente, la compañía nació como aliada de las grandes eléctricas que ahora combate. Y es que la compañía valenciana proviene de una startup, Effipeople, que creó un cuadro de mando para ayudar a los grandes proveedores a analizar y optimizar el consumo de sus clientes. Ironías del destino.

Imágenes | Lucera, iStock.com/Vchal y PaulMcArdleUK