La nueva canción de Vetusta Morla para homenajear a los sanitarios

Los abrazos prohibidos que se merecen los verdaderos héroes

Vetusta Morla

Por los ángeles de alas verdes de los quirófanos

Por los ángeles de alas blancas del hospital

Por los que hacen del verbo cuidar su bandera y tu casa

Y luchan porque nadie muera en soledad

Así comienza la nueva canción del grupo Vetusta Morla. Los abrazos prohibidos, nombre con el que se ha bautizado este tema, dedica su letra y acordes al esfuerzo de los sanitarios que, de forma heroica, han luchado contra la pandemia.

Y es que la música se pone al servicio de la situación, mostrando los sentimientos que muchos hemos experimentado a lo largo de estos dos meses de convivencia, o más bien supervivencia, respecto al coronavirus. Nuestros sanitarios han perdido ya la cuenta de los días y mucho más de las horas interminables de trabajo. Ellos son los verdaderos héroes y, a pesar de que no lleven capa, han demostrado que tienen superpoderes.

Toda la recaudación extraída de este tema se destinará al Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) para ayudar en la investigación de la Covid-19. Los abrazos prohibidos cuenta ya con más de un millón de visualizaciones en youtube, a pesar de que su estreno tuvo lugar hace apenas unos días.

El vals de los salvavidas

En la canción participan junto a Vetusta Morla, Alice Wonder, Andrés Suárez, Carlotta Cosials (Hinds), Christina Rosenvinge, Dani Martín, Depedro, Eva Amaral (Amaral), Ismael Serrano, Iván Ferreiro, Joaquín Sabina, Kase. O, Leiva, Luz Casal, Maika Makovski, Marwan, Nacho Vegas, Nina de Juan (Morgan), Rozalén, Santi Balmes (Love Of Lesbian) y Xoel López.

La canción nace del poema colectivo El vals de los salvavidas, que se fue completando a partir de unos versos de Benjamín Prado y Elvira Sastre, al que se han unido Andrea Valbuena, Andrés Suárez, Guille Galván, Irene G., Jorge Drexler, Leiva, Loreto Sesma, Marwan, Raquel Lanseros y Rozalén. Ese poema ha sido adaptado a la canción gracias a Benjamín Prado y Guille Galván.

La presidenta del CSIC, Rosa Menéndez, ha querido agradecer al grupo Vetusta Morla su iniciativa, así como a todos aquellos que han contribuido con letras y voces para dar forma a tan bella composición. “Esta aportación, además de contribuir al impulso de la investigación del Covid-19, tiene un especial significado porque muestra el interés del mundo de la cultura por la ciencia y valora su impacto social. Contribuye a unir esfuerzos ante el desafío de la pandemia”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *