Nazca: hallan la figura de un gato de 37 metros de longitud

Nazca: hallan la figura de un gato de 37 metros de longitud

NazcaArqueólogos peruanos han hallado un nuevo geoglifo figurativo, correspondiente a un felino, que había sido dibujado en una de las laderas de la Pampa de Nazca, donde se hallan los misteriosos geoglifos que forman parte del listado del Patrimonio Mundial de la Unesco.

La figura apenas era visible y estaba a punto de desaparecer debido a que se localiza en una ladera de pendiente bastante pronunciada y a los efectos de la erosión natural. Tras los trabajos de limpieza y conservación del geoglifo, se mostró la figura de un felino representado con el cuerpo de perfil y la cabeza de frente, cuyos trazos en su mayor parte estaban bien definidos por una línea de ancho variable entre 30 y 40 cm.

La imagen del gato mide 37 metros de largo, visto en forma horizontal, y según sus rasgos estilísticos data de la época Paracas Tardío. Es decir, es anterior a las famosas figuras de la Pampa de Nazca, con una antigüedad de 100 a 200 años antes de nuestra era. Representaciones de felinos de este tipo son frecuentes en la iconografía de la cerámica y los textiles de la sociedad Paracas.

«En los últimos años, entre los valles de Palpa y Nazca se han identificado unas 80 o 100 figuras nuevas, que anteceden a las de la cultura Nazca. Estas son de menor dimensión y están dibujadas en laderas de cerros, claramente de una tradición anterior. Se sabe por las comparaciones iconográficas. Por ejemplo, los textiles Paracas tienen aves, felinos, o personajes fácilmente comparables con esos glifos», explicó el arqueólogo Johnny Isla, responsable del sistema de gestión del Parque Arqueológico Nasca-Palpa.

Nazca, un lugar mágico

Las Líneas y Geoglifos de Nazca y Palpa, bien inscrito en la Lista del Patrimonio Mundial en el año 1994, son una de las más extraordinarias e inigualables obras del hombre. Conforman un paisaje cultural con profundo significado y simbolismo, pues expresan el mundo mágico y religioso de las sociedades prehispánicas Paracas y Nasca, quienes durante más de 1,500 años las dibujaron sobre las arenas del desierto y las montañas. Hoy son testimonio del genio creativo de los antiguos pobladores americanos, y de los singulares conceptos y formas de expresión religiosa que desarrollaron a lo largo de su historia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *