Mapa de radares: cómo saber dónde hay radares fijos y móviles

Cómo saber dónde hay radares antes de salir de viaje

El turismo nacional y de proximidad han ganado protagonismo este verano tan atípico. Una encuesta realizada por el RACE a más de 1.000 conductores reveló que el 70% pensaba quedarse en España. De estos, el 77% tenía pensado viajar por carretera.

La pandemia ha convertido al coche en el transporte más seguro porque permite controlar riesgos como la higiene del vehículo o a nuestros acompañantes, algo imposible en otros medios de masas como el tren o el avión.

Uno de los elementos más presentes por el conductor cuando viajamos por carretera son los radares. En las vías españolas existen 548 radares móviles, 764 fijos y 80 de tramo, según publica la Dirección General de Tráfico (DGT). Cada uno de ellos cumple una función específica y existe la posibilidad de incluirlos en nuestro itinerario antes de iniciar nuestro viaje por carretera.

Tipos de radares

Radares fijos

La mayoría de los radares en España son fijos, y como su nombre indica, están colocados en un sitio concreto. Su función es medir la velocidad instantánea de los vehículos que pasan por el punto en que está instalado el dispositivo. Suelen colocarse en los pórticos de carretera o en una cabina situada en el lateral de la vía.

Radares móviles

A diferencia de otros tipos, los radares móviles no tienen una ubicación determinada, sino que pueden trasladarse de un lugar a otro. Suelen instalarse en coches camuflados, guardarraíles o trípodes. Según la DGT, lo habitual es que estén en carreteras convencionales porque son las que registran mayores tasas de mortalidad.

Radares de tramo

Se emplean en secciones específicas en las que la velocidad es un riesgo, muchos de ellos en carreteras convencionales. La característica principal es que realizan dos mediciones, una al principio y la segunda al final del tramo, y calculan la velocidad media a la que hemos recorrido este segmento de la vía. 

Otros radares

  • Radar Velolaser. Son portátiles, emplean tecnología láser y son inalámbricos. 
  • Los helicópteros Pegasus de la DGT, cuyas cámaras de alta definición pueden detectar casi cualquier infracción a gran distancia.
  • Radar de semáforo. Avista a los vehículos que se saltan los semáforos en rojo.
  • Radar en cascada. Es la colocación de un radar móvil algunos metros más allá de un radar fijo. El objetivo es sancionar a aquellos conductores que aceleran justo después de superar el primer dispositivo.
  • Radar Mesta Fusion. Situado en torres altas, toman imágenes para controlar infracciones como el incumplimiento de la distancia de seguridad o el uso del teléfono móvil.
  • Radar de cinturón. Controlan que los viajeros lleven puesto este dispositivo de seguridad.

Detectores de radar

Son aparatos que reciben las ondas emitidas por un radar y alertan al conductor de su ubicación para que este pise el freno. Aunque existen varios tipos, la Ley de Tráfico del 9 de mayo de 2014 estableció la prohibición del uso de cualquier detector de radar

Sí son legales los avisadores, que son los dispositivos equipados con GPS que incluye una base de datos pública con la ubicación de los radares fijos y la posible situación de los móviles. 

Los inhibidores de radares, que son los equipos que detectan las señales de los radares e interfieren su lectura, siempre han sido ilegales.

mapaS de radares

Existen varias formas de localizar la ubicación de los radares cuando viajamos por carretera.

Google Maps

Desde mayo de 2019, la aplicación de Google ha incorporado esta funcionalidad. Primero, hay que seleccionar el destino eligiendo la ruta que queremos seguir en el caso de que existan varias opciones. Luego tenemos la opción de pulsar “iniciar” o “cómo llegar”.

Si seleccionamos la primera nos mostrará, a modo de vista previa, los principales radares; en color amarillo los fijos, en azul los móviles.

La segunda opción y si activamos la función de voz, Google Maps nos avisará acústicamente a medida que nos aproximamos a un radar y los irá mostrando en el mapa según vamos avanzamos en el trayecto.

La ubicación de los radares también puede insertarse de forma manual. Primero hay que obtener una base de datos de los radares, que puede descargarse desde la DGT. Después entramos en Google Maps y pulsamos en el icono de las tres rayas y clicamos en “tus sitios”. Seleccionamos la pestaña “mapas”, pulsamos en “crear” y después en “importar”, que será la base de datos que hemos descargado. Editamos el nombre y ya lo tenemos.

crear un mapa de radares

Waze

La aplicación de navegación GPS de Google tiene más funcionalidades basadas en la información que comparte su comunidad de usuarios, que son los que señalan la ubicación de los radares para visualizarlos en el mapa y activar los avisos de la app en tiempo real.

Social Drive

Basada también en el papel activo de los usuarios en la plataforma, además de localizar radares fijos, móviles o por tramos, permite también saber, por ejemplo, si hay un helicóptero Pegasus sobrevolando la carretera.

En Nobbot | ¿Es un pájaro? ¿Es un avión? No, es un dron y te acaba de poner una multa

Imágenes |  Pixabay, Autopista.es, Autofácil

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *