El arte y las matemáticas salen de paseo por Granada

El arte y las matemáticas salen de paseo por Granada

Puerta del Perdón, Catedral de Granada. Capa Matemática construida sobre un arco renacentista.
Imagen de Álvaro A. Martínez Sevilla

El arte y la historia son las miradas frecuentes con las que contemplamos nuestro riquísimo patrimonio monumental. Es merecido e inevitable, estas disciplinas nos han mantenido la atención y nos lo han explicado durante siglos. Nuestros monumentos son producto de una época, y nuestros libros, nuestros guías turísticos y nuestra mirada se detienen usualmente en una clasificación artística que cataloga estilos y en una cronología histórica que inserta el monumento en una línea temporal y con unos personajes. Hecha la identificación, ojeados todos sus rincones, muchos han dado el “tour” por concluido. Y nos hemos estado perdiendo mucho…

Álvaro A. Martínez Sevilla, Profesor de Matemáticas e Informática, Universidad de Granada

Los Paseos Matemáticos por granada: una mirada interdisciplinar

Los Paseos Matemáticos integran matemáticas, arte e historia para intentar ofrecer una perspectiva más completa de los monumentos. Nos hablan de quién o cómo construyó esa obra, del estilo al que se adscribe, y de sus peculiaridades. Pero aportan algo más, nos permiten escudriñar en la cabeza del arquitecto que lo diseñó, del artista o maestro que lo concibió, hacer un poco de arqueología matemática y desenterrar lo que estuvo una vez arriba, guiando el diseño, pero quedó oculto entre los planos y el tiempo.

Y todo esto para tener una idea más amplia de qué hay reflejado en el mismo, de cuáles eran las preocupaciones de su creador y qué nos quería mostrar con ello. A veces una exaltación heroica, a veces el reflejo de un nuevo cosmos cultural plasmado en la piedra, en la distribución de espacios o en la propia decoración. Simbolismo y belleza aunados de la mano de la matemática.

Porque las ideas más antiguas han tomado como logo en muchas ocasiones elementos matemáticos: los tres lados de un triángulo equilátero, la regeneración eterna de una espiral, la ordenación completa del mosaico ilimitado. Y la propia belleza, un concepto difícil de describir pero al que todos solemos poner imagen. La matemática se ha encargado de ello, escogiendo proporciones agradables a la vista, seleccionando motivos decorativos simétricos, esculpiendo el equilibrio insólito entre los personajes de un bajorrelieve.

Esta es la “nueva mirada matemática”, la que se ocupa de trenzar varias disciplinas para acercarnos también la funcionalidad de las matemáticas en la arquitectura, su interpretación o su belleza decorativa. En esta línea un primer volumen ha aparecido este año en las librerías, Paseos Matemáticos por Granada. Un estudio entre Arte Ciencia e Historia, en el que hacemos un examen de 22 monumentos granadinos bajo esta pauta, pero en el que también se intenta asentar una metodología nueva para observar nuestro patrimonio.

Portada de la Iglesia de Santiago. Puente la Reina. Capa matemática sobre iglesia románica. Álvaro A. Martínez Sevilla

Trata de ser divulgativo, orientado a todos los públicos, a aquellos que gustan de la cultura humanística y a aquellos que disfrutan con la cultura científica, si es que estas dos se pueden separar. Pretende, por tanto, cubrir el espacio entre la tradicional división a la que nos ha llevado tener que elegir ciencias o letras, y acercarnos de nuevo un poco hacia una dimensión mas universal. Esperamos que otros estudios sigan esta línea, que otros autores y lectores se dejen llevar por esta mirada que tiene tanto que ofrecernos y que puede redescubrirnos bajo insólitos aspectos aquellos monumentos que hemos conocido bajo un único foco de luz.

Nuevas tecnologías sobre piedras centenarias

Y a la hora de hacer latente todo este substrato matemático no podemos obviar los inmensos recursos tecnológicos que tenemos hoy en día. Ya podemos enseñar y describir mediante imágenes y recursos audiovisuales para que la comprensión sea mejor y la experiencia más gratificante.

Para describir las capas matemáticas que subyacen en cualquier edificio histórico, sean estas proporciones o módulos constructivos bajo los que se diseña una fachada, una herramienta imprescindible es el software GeoGebra. De carácter libre y avalado por una fundación internacional, es hoy en día una herramienta con una comunidad de más de 40 millones de usuarios, muchos de los cuales comparten sus creaciones en GeoGebraTube.

Y a ello debemos añadir los más recientes recursos audiovisuales, como Paseos Virtuales con tecnología de incrustación de texto, imagen, y audio soportada por fotografías esféricas, las apps para poder seguir las rutas desde nuestro móvil o las aplicaciones de Realidad Aumentada, que nos permiten ajustar patrones geométricos sobre fachadas enteras, visualizándolos sobre la cámara de nuestro smartphone, sin importar cual sea nuestra perspectiva, y evitar así cualquier deformación de los mismos. Todas estas tecnologías se están testando en Los Paseos Matemáticos por Granada, y en pocos meses se verá ultimado su despliegue.

Puente del Cadí (Granada). Reconstrucción y cálculo del gálibo con GeoGebra sobre los restos existentes. Álvaro A. Martínez Sevilla

En un momento histórico en el que la educación parece estar en una encrucijada entre los contenidos clásicos, el aprendizaje por proyectos y la tecnología, los Paseos Matemáticos suponen una fuente de inspiración y una metodología didáctica. Talleres en la calle y trabajo en el aula de ordenadores, integración de disciplinas, consultas a fuentes especializadas y diferentes retos configuran la vertiente educativa de esta actividad. Muy adecuada para enseñar matemáticas y aprender a verlas en la vida cotidiana, con la motivación añadida que ofrece el halo de significación histórica de cada monumento. Y muy fácil de transportar a cada rincón de la geografía en una tierra repleta de edificios históricos.

El poder seductor de la matemática y el arte

Aparece así una combinación de disciplinas atractiva, que integra el rigor científico y la satisfacción explicativa de la matemática con el asombro y la experiencia apasionada que provoca el arte. Es una combinación que ya está siendo impulsada en programas educativos internacionales y en proyectos dentro y fuera del aula, como los conocidos como STEAM(Ciencia, Tecnología, Ingeniería, Arte y Matemáticas).

Un poco de cada una de estas disciplinas hay en cada Paseo Matemático, y sobre todo esa unión entre el orden de la matemática y el goce íntimo que nos provoca cada obra artística. Una propuesta que cubre todos los gustos y todas las edades.The Conversation

Álvaro A. Martínez Sevilla, Profesor de Matemáticas e Informática, Universidad de Granada

Este artículo fue publicado originalmente en The Conversation. Lea el original.