¿En qué trabajarás en 2020? Claves para anticiparte al trabajo del futuro

¿En qué trabajarás en 2020? Estas son las claves para anticiparte

La revolución digital y la globalización dan constantes giros de 360 grados al mercado laboral, que empieza a combinar diferentes formas de trabajo. Las empresas requieren profesionales expertos en diferentes habilidades relacionadas con esta transformación digital o con otras realidades novedosas. Así, el escenario laboral se ha convertido en una montaña rusa en el que serán imprescindibles personas especialistas en adaptarse a los cambios y resolutivas frente a nuevos obstáculos.

Todos tenemos claro que muchos de los trabajos más demandados de la próxima década aún no existen. En los últimos años, nos hemos familiarizado con social media managers, analistas de Big Data o desarrollador de apps y contenido para YouTube. Pero no todos las profesionales más recientes están estrechamente ligados a la tecnología. Por ejemplo, en Estados Unidos ya circulan 325.000 conductores de Uber, y en 2015, se crearán 100.000 nuevos puestos para pilotos de drones, tal como hemos podido leer en Expansión.

No obstante, estos cambios no solo van a afectar a la Generación Z -que empieza a introducirse en el mercado laboral- sino que van a alterar la forma de trabajar de personas de hasta 60 años, que deben intentar adquirir nuevas habilidades acordes a la nueva y cambiante realidad digital. Para hacernos una idea, un 45% de las tareas de los puestos de trabajo actuales podría automatizarse con la tecnología, según un informe de ManpowerGroup.

Tan solo es necesario echar la vista atrás para darnos cuenta de que nuestros trabajos no son como hace diez años. Las redes sociales y, sobre todo, la popularización de Internet han alterado gran parte de las profesiones actuales. Trabajar en remoto, la digitalización de funciones, herramientas y documentos, así como la aceleración de procesos están totalmente instaurados en las compañías. De hecho, solo queda un 1% de empresas que ni se han digitalizado ni se lo plantean. Por el contrario, el grueso del tejido empresarial está trabajando en la transformación con el objetivo de ser más competitivas.

ingredientes del trabajo del futuro

De acuerdo con el informe ‘El negocio del futuro’, elaborado por la consultora IDC bajo el patrocinio de Cornerstone, el cambio cultural de las organizaciones es la principal barrera para la transformación digital, junto con la retención del talento. Ante este panorama, merece la pena analizar los ingredientes del trabajo del futuro que se analizaron en el Employer Forum 2017 Future Works de Baker McKenzie.

  • Encontrar talento. La transformación del poder económico, en la demografía y las tecnologías disruptivas modifica también las relaciones en el trabajo y entre los individuos. Además, los mercados emergentes continuarán aumentando, al igual que la esperanza de vida y el colapso de la fecundidad, que tendrán consecuencias dramáticas para las pensiones, la jubilación y los patrones de empleo. Además, la globalización conlleva riesgos sistémicos como las pandemias, los ataques cibernéticos, el cambio climático y el contagio financiero.
  • Robots: La robótica y la inteligencia artificial avanzan a una velocidad vertiginosa. También modifican cada día la naturaleza del trabajo y tienen potencial para reemplazar a los humanos en empleos totalmente mecánicos.
  • Desarrollo sostenible: Las compañías quieren proteger su reputación y mejorar su imagen de marca. Por todo ello, la responsabilidad social, la diversidad y la inclusión se convierten en cuestiones fundamentales para cualquier estrategia mundial de personas en este momento de acelerar el cambio.
  • Diversidad: En el marco de la transformación digital también resulta imprescindible la diversidad en los equipos de trabajo, como por ejemplo la étnica y de género, que permitan la inclusión, mejoras en la productividad y la aceleración del cambio.

Fuente: Expansión

En nobbot | 10 empleos que podrían existir en el año 2030