La sexualidad se vive con mayor honestidad en las aplicaciones de citas

La sexualidad se vive con mayor honestidad en las aplicaciones de citas

Imagen: Pixabay

“Ambos géneros, sobre todo las mujeres, viven la sexualidad con mayor honestidad en las aplicaciones de citas porque la privacidad evita que sean juzgadas por su entorno”. Esta es una de las conclusiones del libro “Las nuevas leyes del amor”, escrito por la socióloga Marie Bergström, del Instituto francés de Estudios Demográficos, quien afirma que “para ellas es una manera de guardar una imagen social intacta y explotar su sexualidad en secreto”. Este hecho es reflejo de las diferencias en la percepción social de los géneros, ya que los hombres no tienen tanto reparo en hablar de sus aventuras.

En su libro “Las nuevas leyes del amor”, esta experta en sociología de la pareja y la sexualidad –especialmente en relaciones heterosexuales– resume los resultados de sus más de diez años de investigación sobre webs y aplicaciones de citas, y su repercusión en las relaciones humanas.

Sobre el éxito de aplicaciones de citas como Meetic o Tinder, Marie Bergström, explica a SINC que se debe a la digitalización pero, sobre todo, a los cambios que estamos experimentando en las relaciones personales. “Los jóvenes aplazan el compromiso y les resulta más interesante tener encuentros ocasionales, mientras que, en edades más avanzadas, las parejas se separan con mayor frecuencia. En este nuevo contexto, los sitios online han hallado una tierra fértil en la que proliferar”.

Sin embargo, la experta asegura que los usos convencionales a la hora de empezar una relación siguen estando vigentes. “Se cree que más de la mitad de la población actual utiliza aplicaciones de citas. En cambio, nuestros resultados revelan que en realidad solo alrededor del 20 % de las personas de 18 a 65 años ya han utilizado un sitio de citas, lo que representa aproximadamente una de cada tres personas solteras”, señala.

Marie Bergström en el Instituto Francés de Madrid / Lucía Torres

adiós al tabú de las aplicaciones de citas

Muchas de estas personas hablan ahora abiertamente del uso de estas aplicaciones cuando, hace no hace tanto tiempo, este era un tema tabú. “Las nuevas generaciones empiezan a descubrir que conocer a alguien en la universidad o el trabajo no es lo ideal, porque interfiere en la intimidad y las relaciones profesionales. Pensar que ligar en estos lugares no es apropiado es una nueva tendencia que antes no existía”, dice Bergström.

Si piensas que en Tinder solo hay aventuras, esto crea cierta expectativa y te prepara para lo que puedas encontrar.

Sobre la proliferación de encuentros sexuales ocasionales en este tipo de aplicaciones, la socióloga francesa cree que se deben a que en estos sitios es más fácil desconectar y romper la relación de la noche a la mañana sin tener que dar explicaciones. “En los resultados observamos que muchas de las relaciones que surgen se vuelven sexuales rápidamente y solo una minoría acaba convirtiéndose en una pareja de larga duración”, señala.

Este hecho es consecuencia de una especie de profecía autodirigida que surge a raíz de la imagen que se ha popularizado sobre estas aplicaciones de citas. “Si piensas que en Tinder solo hay aventuras, esto crea cierta expectativa y te prepara para lo que puedas encontrar”, apunta la experta.

En cuanto al futuro de estas aplicaciones de citas, Marie Bergström no cree que lleguen nunca a monopolizar los encuentros sentimentales y sexuales. “Creo que la seducción desaparecerá de ciertos lugares, pero siempre se tendrán encuentros en otros sitios aparte de internet. Lo que queda por ver son las consecuencias, si tenderemos cada vez más a separar las esferas y hasta qué punto esto se traducirá en un estándar”, concluye.

Fuente: SINC