Población mundial: cuánta gente hay en el mundo y países más poblados

La población mundial, ese contador que se mueve cada vez más rápido

Población mundial.

La población mundial cambia a cada instante, aunque siempre va a más. Si uno entra en la web Wordometer, que registra este flujo incesante, quedará hipnotizado por los dígitos que se suceden a la velocidad del rayo y reflejan la rapidez con la que la humanidad pone sobre la faz de la tierra seres humanos. Esta fascinación por el contador que no para nos lleva a preguntarnos cuánta gente hay en el mundo. Una cifra que actualmente (octubre de 2020) alcanza los 7.815 millones de personas

El ritmo de avance es frenético. Y el contador desbocado de la población mundial recuerda al que pusieron durante la guerra de Irak en Times Square para decirle a la gente cómo avanzaba el gasto militar en Estados Unidos por aquella época. 

Cada hora mueren en todo el planeta unas 6.000 personas por término medio. Puede que algunas más ahora por la COVID-19. Pero en ese mismo intervalo nacen unas 15.000. Es decir, cada día, la población del planeta se incrementa en unas 220.000 personas, la población de ciudades importantes de este país como Granada, Oviedo o Santa Cruz de Tenerife. Es decir, cada día que pasa hay una nueva Santa Cruz de Tenerife bajo el sol, por lo menos en términos demográficos

Pero esto no fue siempre así. El crecimiento de la población de este planeta se ha acelerado en los últimos siglos y décadas, lo que está teniendo efectos significativos en el medioambiente, la economía o la geopolítica mundial. Hace 2.000 años los habitantes de la Tierra no pasaban de 170 millones, que son menos de los que hoy tiene un país como Nigeria. Y no fue hasta el año 1800 cuando llegó a la cota de los 1.000 millones. 

Aunque durante siglos la población creció por término medio, lo hizo muy lentamente. La razón es que hubo importantes retrocesos y las mejoras en la alimentación y la sanidad todavía tardarían en llegar. Por aquellos tiempos hacían estragos las pandemias, como la peste negra en Europa en el siglo XIV, que, según algunos cálculos, se llevó por delante más de la mitad de la cristiandad. Y también las cruentas guerras y las invasiones militares. 

La población mundial se dispara a partir de la Revolución Industrial

Sin embargo, a partir de la revolución industrial del siglo XIX, la población se empezó a contar por miles de millones y hoy avanza a toda pastilla. Si lo pusiéramos en una gráfica, nos saldría una ‘L’ al revés. Es decir, que tuvieron que pasar miles de años hasta que alcanzó la cota de los primeros 1.000 millones, y solo en dos siglos y pico se ha multiplicado por ocho. 

En 1950, la población mundial ya había dado el salto a los 2.600 millones de personas. Y en 1987 ya se movía en torno a los 5.000 millones. Y los siguientes 1.000 millones se añadieron en apenas 12 años.  En poco más de una década había crecido lo que antes había costado toda la historia de la humanidad. 

Como es fácil de entender, la previsión de la ONU es que la población mundial siga imparable, a pesar de la COVID-19 o de que en lugares como España o Europa el crecimiento demográfico sea casi inexistente. Los cálculos nos dicen que alcanzará los 9.700 millones en 2050 y rozará los 11.000 millones en el año 2100

Este crecimiento ha sido posible porque ha caído drásticamente la mortalidad infantil, incluso en los países más desfavorecidos. Y han mejorado las condiciones de vida de casi todos los habitantes del planeta, a pesar de que las diferencias de renta sigan siendo sonrojantes. 

Por continentes, la evolución demográfica es muy desigual. Se prevé que más de la mitad del crecimiento mundial hasta 2050 tenga lugar en África, sobre todo en la región subshariana. Mientras tanto, Europa o países como Japón cada vez serán más viejos. En algunos estados se esperan caídas de la población del 15% desde ahora y hasta 2050.

La razón más directa es que la tasa de fecundidad de la mayoría de países europeos está hoy en día muy por debajo de la necesaria para garantizar el reemplazo de la población a largo plazo, que es de 2,1 niños por mujer. Y, en muchos casos, este fenómeno lleva ocurriendo varias décadas.

La India se acerca a China en el ranking de superpoblados 

Los países del mundo más poblados son ahora mismo China (1.439 millones) e India, que se le acerca en este ranking, con 1.380 millones de personas de superpoblados. Por detrás, pero muy lejos de estos dos colosos, quedan EE. UU., con 331 millones de habitantes, e Indonesia, con 273 millones. Por su parte, Pakistán es el quinto país más poblado del mundo, con 220 millones, un poco más que Brasil, que se sitúa por detrás. 

Pero más allá de las cifras brutas de población actuales, es interesante distinguir países en función de la evolución presente y esperada de su demografía. Y es que los hay que languidecen en términos demográficos, como Italia, que hoy tiene la misma población que hace cinco años. Y también están los que no tienen límite, como Nigeria, que en el mismo periodo ha crecido casi un 14% y hoy supera los 206 millones de habitantes. En fin, un mundo muy desigual pero donde el contador global sigue disparado. 

En Nobbot | El CO2 entiende de clases: el 10% más rico genera más de la mitad de las emisiones

Imágenes | iStock.com/Alex_Doubovitsky, iStock.com/saiko3p, iStock.com/ktsimage,

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *